¿Qué es el WPO?

WPO es un término cada vez en boca de más desarrolladores, SEOs, diseñadores y resto del ecosistema digital. Pero… ¿conoces que es esto del WPO? ¿sabes por qué debes tenerlo en cuenta en tus proyectos web?

El acrónimo de WPO responden a Web Performance Optimization, que en castellano sería algo como optimización del rendimiento web. Se trata, en esencia, de realizar una serie de configuraciones técnicas y estrategias que nos permitan mejorar la velocidad de carga de nuestro sitio web sin que esta pierda funcionalidad.

¿Quienes deben trabajar el WPO en una web?

El trabajo de optimización es una intervención transversal, donde los diferentes profesionales que trabajan en el proyecto deben adoptar una cultura del rendimiento:

  • Diseñadores – Deben generar imágenes optimizadas, utilizando tamaños y formatos correctos.
  • Administradores de sistemas – Mantener actualizada y segura la infraestructura.
  • Desarrolladores – Optimizan el código del sitio web.
  • Redactores – Uso correcto de contenidos, tanto propios como de terceros.

Como vemos, el WPO no solo es trabajo de desarrollo, sino que cada profesional debe conocer el impacto de su trabajo sobre la velocidad del sitio y como mejorar en su campo para ayudar a alcanzar los objetivos.

¿Qué ventajas aporta el WPO?

La implementación de las técnicas y estrategias de optimización afectan de forma positiva a diferentes aspectos de tu web, entre los que podemos destacar:

  • Mejora del posicionamiento en buscadores. La velocidad de carga es un factor reconocido por Google desde hace años.
  • Permite incrementar la indexabilidad, se optimiza el Crawl Budget, con lo que Google rastrea más páginas por visita.
  • Mejora la experiencia de usuario al proporcionar una navegación más fluída.
  • Genera una mayor tasa de conversión en tiendas online.
  • Reduce la tasa de rebote.
  • Mejora el ad quality score, por lo que puede evitar sobrecostes en campañas de medios.

Respecto al SEO, Google tiene en cuenta la velocidad a la que carga nuestro sitio web, es un factor con peso creciente en el algoritmo. El WPO tiene mayor impacto en las visitas desde móvil, y teniendo en cuenta que desde 2018 Google adoptanda un enfoque «mobile first» en las SERP, deberíamos tomarnos tiempo para analizar la velocidad de nuestro sitio y la de nuestros competidores.

¿Por qué monitorizar mi rendimiento web?

Dado el alto impacto de la velocidad de carga en puntos clave como: el posicionamiento, la conversión o la experiencia de usuario, es importante tener los tiempos de carga controlados. Las optimizaciones para la mejora de velocidad no son permanentes.

Internet es un entorno dinámico y cambiante. Las páginas web se componen de cientos de elementos que sufren actualizaciones constantes, cambian las tecnologías, cambian los contenidos de los sitios web, hay dependencia de APIs, scripts de terceros, caídas de servicios, servidores saturados, licencias expiradas, crackeos, caché, etc. Es por ello que cualquier cambio podría afectar al rendimiento de tu página.

Con la monitorización podemos detectar cambios y errores en nuestra web, así como darles solución antes de que afecten al negocio.

¿Por donde empezar?

Ahora que sabes que el rendimiento de tu página web es vital para que tu página sea útil al usuario y goce de buen posicionamiento, deberías realizar las siguientes acciones:

  • Auditar el estado actual de tu sitio web.
  • Establecer objetivos y mejoras deseadas.
  • Generar un listado de actuaciones priorizadas para el equipo de desarrollo, contenido, marketing, diseñadores, etc.
  • Realizar seguimiento de la implantación.

¿Qué herramientas podemos usar para medir nuestra performance?

Hay muchas herramientas para trabajar con los tiempos de carga de nuestra web, muchas de pago y otras gratuitas, algunas de las más conocidas son:

  • Lighthouse
  • PageSpeed Insights
  • WebPageTest
  • Pingdom Tools
  • Gtmetrix
  • Screaming Frog
  • TestMySite

 

Es importante saber interpretar los resultados de estas herramientas y aplicar las optimizaciones sin que nuestra página no pierda funcionalidad.

Realizamos auditoría y monitorización del rendimiento de sitios web.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *